Ruta de los Acantilados de Benitatxell

Un delicioso paseo al pie de impresionantes paredes rocosas. La ruta nos conduce desde la Cala del Moraig a la del Llebeig. Por el camino, unas vistas que de las que quitan el hipo y alguna que otra sorpresa. ¿Te lo vas a perder?

Acantilados

En mi última entrada os hablaba de mi visita a la Cala del Moraig, en Benitatxell. Y de cómo ese día mi Nikon D5000 dejó de funcionar súbitamente, quedándome con las ganas de fotografiar hasta el último rincón de esta abrupta geografía.

Pues bien, al día siguiente cogí mi Olympus E-500 y puse rumbo nuevamente hacia la costa de Benitatxell, dispuesto a desquitarme por completo. Mi objetivo: La Ruta de los Acantilados.

Ruta de los Acantilados

Para comenzar la ruta, buscaremos la zona de aparcamiento que hay justo antes de la bajada a la Cala del Moraig. Allí dejaremos el coche. En una de las carreteras que nace en esta placeta, encontramos el panel de información de la ruta. Subimos unos 200 metros por esa carretera y llegamos al inicio de la senda.

Yo tardé unas 2 horas hasta la Cala Llebeig (el doble de lo indicado). Eso sí, haciendo muchas fotos y las consiguientes paradas. A pesar de estar en el mes de Octubre, el calor fue importante. Si pensáis hacer esta ruta en verano, cuidado con las horas de más Sol.

Desafiando a la gravedad

El camino nos va guiando al pie de los impresionantes acantilados que conforman la costa de Benitatxell. Algunos de ellos alcanzan el centenar de metros de altura.

Cova del Tio Domingo de l'Albiar

Azul

A lo largo del recorrido, encontramos diferentes cuevas. Se trata de construcciones muy elementales que antiguamente usaban los pescadores y agricultores de Benitatxell, así como los contrabandistas, habituales por estas tierras. Las vistas son impresionantes, del estilo de las que encontramos en la Serra Gelada.

Acantilados

L'Alderà

Poco a poco, recodo tras recodo, nos vamos aproximando a la Cala del Llebeig. Finalmente, aparece ante nosotros. Quizás no tan grande ni tan bella como la del Moraig, pero sin duda mucho más virgen. A pesar de ser domingo, en este idílico lugar reinaba la más absoluta tranquilidad.

Cala Llebeig

Me recordó mucho a una de las calas de Mallorca a la que solía ir con mis padres cuando era pequeño. Cuesta creer que todavía queden rincones en Alicante con esta belleza. Esperemos dure así muchos años, aunque por desgracia el acoso de las urbanizaciones hace peligrar esta maravilla de cala. Por cierto, yo no pude resistirlo y me di un baño.

Cala Llebeig

Cala Llebeig

En la cala encontramos unas casitas de pescadores y la “caseta de la Guardia Civil”. Como ya he comentado, en este lugar eran habituales los contrabandistas, de ahí la presencia de un puesto permanente de vigilancia en la cala. Actualmente, parece encontrarse en estado de abandono.

Cala Llebeig

Desde la Cala del Llebeig podemos continuar la ruta por el Barranc de la Viuda. Es un cambio radical de paisaje. Pasamos a una zona de ombría y humedad. Cuesta creer que a pocos centenares de metros tenemos el mar, pues más bien parece que estemos en el corazón más montañoso de Alicante.

Barranco de la Viuda

Barranco de la Viuda

En el Barranc de la Viuda encontramos abundante, frondosa y variada vegetación.

Barranco de la Viuda

Barranco de la Viuda

El sendero termina en una zona de urbanizaciones, próxima a Moraira. Es hora de regresar, y volvemos sobre nuestros pasos a la Cala del Llebeig.

Cala Llebeig

Cova del Morro del Bou

Para poner el broche de oro a esta fantástica jornada, nada mejor que bajar a la Cala del Moraig para disfrutar del atardecer.

Cala del Moraig

Falla del Moraig

Atardecer en Moraig

Atardecer en Moraig

 

Más información:

Suscríbete si te ha gustado

Suscríbete a LinkAlicante para recibir los nuevos artículos en tu email. Sin spam!






Valorar este artículo

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (6 votos, media: 4,67 out of 5)

Category: AlicanteFotografíaSenderismo y montañaTurismo y Viajes

Tags:

26 comments

  1. Es increíble lo que es capaz de hacer el ser humano en su codicia y menosprecio de un bien común como es la naturaleza.

    Aún asi, es cierto, el lugar merece una visita.

    Un saludo

  2. Rosa y Sikvia: como ya he comentado alguna vez, LinkAlicante es una página personal, no organizamos rutas de senderismo (salvo en raras ocasiones, de las que avisaré con antelación). Os recomiendo echar un vistazo a la sección de senderismo, donde encontraréis enlaces a clubs y centros excursionistas, que sí organizan este tipo de actividades.

    Julia: he estado en Portugal, y me gustó mucho, pero no conocí Oporto.

    Saludos

    1. La primera parte de la ruta discurre por un camino ancho y no presenta dificultad alguna. Más adelante la cosa se complica un poco, y no la recomendaría para niños tan pequeños.

      Un saludo

  3. Hola!!

    Me encanta cómo describes y detallas cada ruta que llevas a cabo. Supongo que conocerás la
    ruta del nacimiento del río Vinalopó, hay una antigua fábrica… merece la pena. Y Jávea, tiene
    unas calas y unas rutas increibles!!
    Gracias por compartir con nosotros todas tus fotos y comentarios!!

    1. Muchas gracias Neus!

      La ruta del nacimiento del Vinalopó sí que la conozco. La zona de Jávea, sin embargo, esconde muchos rincones que todavía no he tenido ocasión de visitar, pero que espero poder conocer en breve.

      Un saludo

  4. Espectacular ruta, una vez sales del barranco de la viuda la puedes alargar a través de las urbanizaciones hasta llegar al Portet de Moraira, pequeña playa de aguas cristalinas y comer con vistas al mar y Penyal de Ifach un buen arroz en el restaurante del mismo nombre.

Deja un comentario

Comentarios en facebook

Article by: Fernando Prieto

Apasionado de la naturaleza, la montaña y la fotografía; amante de su tierra natal, Alicante. Autor de LinkAlicante.