Vall de Gallinera. Castell de Benissili

La Vall de Gallinera es un estrecho corredor en el interior de la Marina Alta. Se extiende de Este a Oeste, comunicando la zona litoral con el interior, Pego con Planes. Rodeado de abruptas montañas, es uno de los escasos rincones de la provincia de Alicante que ha sobrevivido a las atrocidades urbanísticas.

Gallinera está formado por ocho núcleos urbanos: Benirrama, Benialí, Benissivà, Benitaia, La Carroja, Alpatró, Llombai y Benissili.

Vall de Gallinera

Leemos en Montaña de Alicante lo siguiente: “Es una orografía tortuosa, impactante por desnuda, que armoniza frondosidad desbordante con parajes rocosos y casi lunares.”

Foto inferior: cerezos al pie de las peñas donde se alza el Castell de Benissili

Vall de Gallinera

Tenía pendiente una visita sosegada a estas tierras desde hacía mucho. El pasado sábado por fin cumplí la promesa, y me acerqué a la Vall de Gallinera sin tenerlo previsto. Una vez más, la provincia de Alicante superó ampliamente mis expectativas: quedé sumamente impresionado por la belleza de este “mundo perdido”, enamorado para siempre de la Serra Foradà. Es en esta abrupta sierra donde tiene lugar la ruta que os propongo, un asombroso viaje desde el Castell de Benissili hasta el agujero en la roca que da nombre a la peña.

La ruta comienza a los pies del Castillo de Benissili (o Castillo de Alcalá de Gallinera). Esta fortaleza fue el hogar del caudillo árabe Al-Azraq, durante los años de lucha contra los cristianos. Se encuentra situado a unos 730 metros de altura, en la Sierra Foradà, custodiando la entrada Oeste del valle. Si no me equivoco, el castillo se encuentra actualmente en proceso de restauración.

Cito de nuevo de Montaña de Alicante:

Cuenta la leyenda, que al perder los musulmanes sus territorios en la península, el último príncipe musulmán se volvió a mirar por última vez la Vall de Gallinera, pronunciando estas palabras: “No me importa perder un imperio en justa batalla, pero sólo abandonar la Vall de Gallinera puede hacer llorar a un príncipe del Islam”, y acto seguido sus lágrimas cayeron, por última vez, sobre las tierras de la Vall de Gallinera.

Vall de Gallinera

Vall de Gallinera

Por desgracia, la Serra Foradà ha sido víctima de varios incendios en los últimos años, el más reciente el verano pasado. A pesar de eso, el estallido primaveral es impresionante. Entre las ramas calcinadas de las aliagas se abre paso una vegetación de un verde radiante como pocas veces he visto. Una vegetación exuberante y variada, que contrasta fuertemente con las desnudas rocas.

Vall de Gallinera

Vall de Gallinera

Vall de Gallinera

A espaldas del castillo encontramos un impresionante anfiteatro natural, las laderas del mismo perfectamente abancaladas desde hace siglos.

Vall de Gallinera

Subiendo hacia la cresta, donde menos lo esperamos, nos encontramos con uno de esos pequeños milagros cotidianos: una fuente. Junto a ella, en una piedra, podemos leer la siguiente inscripción:

En record de Joan Pellicer i Bataller

L’esperit de la Vall mai no mor,
és la misteriosa mare.
La porta de la misteriosa mare és la Font
d’on naixen totes les coses.
Subtil, brolla sense repòs
i mai no s’esgota.

Lao-Tse.

Vall de Gallinera

Vall de Gallinera

Lasprovincias.es: “La Vall de Gallinera posee una especial armonía, un equilibrio que no dudamos en calificar de frágil y delicado, porque puede quebrarse en cualquier momento.”

Vall de Gallinera

Vall de Gallinera

Continuamos ascendiendo hacia la cresta, donde estaremos a mitad de camino entre el Tossal de la Creu y el Xarpolar. En esta última estribación, la más occidental de la Serra Foradà, encontramos un yacimiento íbero.

Vall de Gallinera

Foto inferior: panorámica (click para ampliar).

Vall de Gallinera

No os perdáis la continuación de esta ruta, siguiendo la cresta en dirección a la Foradà:

También podéis echar un vistazo al primer artículo que publiqué en el blog sobre Gallinera:

Otros enlaces de interés:

Valoración del artículo

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, media: 5,00 out of 5)

Suscríbete si te ha gustado

No te pierdas nada! Recibe los nuevos artículos en tu email. No enviamos spam.

8 comentarios en “Vall de Gallinera. Castell de Benissili

  1. Hace un par de semanas recorrí la Foradá camino de Pego… tremendos los efectos del último incendio, que pena!!

    Por otra parte me has traído muy buenos recuerdos del castell de Benissili, muchas gracias!!

    Por cierto, finalmente he encargado la D5000, a ver que resultado me da.
    saludos!

    • Sin duda jordi, una pena los incendios. Pero a pesar de eso, encontré una Gallinera rebosante de vida, fue una pasada.

      Sobre la D5000, estoy muy contento con ella, pero creo que te diría que si estás a tiempo, y tienes presupuesto, te tirases a por una D90.

      Saludos!

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.